A VECES PENSAMOS QUE LA VIDA NOS DICE “NO”, CUANDO SOLO NOS DICE “ESPERA” A VECES PENSAMOS QUE LA VIDA NOS DICE “NO”, CUANDO SOLO NOS DICE “ESPERA”
En la vida ocurren cosas, curiosamente nuestro camino nos lleva por circunstancias inesperadas, indeseadas y muchas otras nos deja como en el medio de... A VECES PENSAMOS QUE LA VIDA NOS DICE “NO”, CUANDO SOLO NOS DICE “ESPERA”

Las cosas no siempre son lo que parecen, dicen por allí, pues cabe destacar que tampoco ocurren de la manera y en el momento que deseamos, sin embargo, eso no quiere decir que sea un capítulo cerrado, simplemente puede suceder después, incluso de las maneras más inesperadas.

En la vida ocurren cosas, curiosamente nuestro camino nos lleva por circunstancias inesperadas, indeseadas y muchas otras nos deja como en el medio de algo, una relación, una situación, incluso decisiones que tenemos que postergar aunque no lo deseemos y más adelante, nos damos cuenta que la vida nos coloca delante de la misma circunstancia, de la misma persona y de las decisiones que en algún momento dejamos de lado.

Que las cosas no suceden cuando lo deseamos no significa que no sucederán, la justicia se cumple de cualquier manera y no podremos evadir la de ningún modo.

Vivimos momentos, experimentamos sensaciones tan maravillosas pero tan fugaces, que en muchos casos deseamos que permanezcan, más la vida nos aleja, nos distancia, nos separa de ese mágico momento, más eso no quiere decir que no volverá, que ese espacio que tanto anhelamos y que no queremos perder, regresa, justo en indicado para ser retomado.

Lo mismo ocurre con situaciones que deseamos vivir y hacemos todo lo que está a nuestro alcance para materializarlo, sin embargo, no se hace posible, no en ese momento de nuestro vida, esto no significa que no nos corresponda, que no sea lo indicado, simplemente no es el momento justo.

La vida es sabia, el tiempo es perfecto en el ciclo del universo.

En la majestuosidad de la vida y en la virtud de las cosas, es preciso saber aceptar y entender que todo llega en su momento y que elegir el sufrimiento por no tenerlo en el momento deseado, no es la actitud más acertada, especialmente porque más adelante comprenderemos el accionar de las cosas y que todo fluye como y cuando corresponde.

No pierdas la fe y la esperanza, aprende a leer en el libro de la vida, a entender que el tiempo es sabio, certero y perfecto en el presente eterno, que nos corresponde vivir ni más ni menos, que lo que hoy y ahora estamos enfrentando.

-Marvi Martínez-

Aleja Editora

No comments so far.

Be first to leave comment below.